Paula Rodríguez: “Este año será inolvidable tras ser campeona de Europa y subcampeona del mundo contra las japonesas”

Publicado 2016-11-16


Subcampeona de kárate en la disciplina de katas por equipos en el Campeonato del Mundo


 

Paula Rodríguez entrena y es profesora en el club Ciudad del Aire junto a su maestro y mentor Sergio Martínez. En el Mundial celebrado en Linz se colgó la medalla de plata junto a Margarita Morata y Gema Morales sus compañeras de equipo y con las que dice estar muy a gusto a la hora de entrenar y competir.

Quijotes.- Coméntanos ¿cómo viviste el momento de la final y el momento de auparte en el podio de un mundial?

Paula Rodríguez.- La primera sensación positiva fue ya meterse en la final porque era muy complicado. En cuanto supimos en las liguillas que estábamos en una liguilla separada a Japón como que tienes más posibilidades de meterte en la final. Pero aún así era difícil. Meterse en la final fue una alegría enorme, y ya pisar el tatami es algo que no puedes ni explicar. Si hace 3 años alguien me lo dice no me lo creo.

Quijotes.- Plata pero como si fuera un oro porque la final era contra las japonesas.

Paula Rodríguez.- Claro. Yo digo que somos las campeonas de la gente terrestre, de la gente de aquí, de las de a pie, porque parece que las japonesas son como de otro planeta. Luego en la final estuvo peleado. Al final ellas lo hicieron muy bien y son las mejores. Pero nosotras también estuvimos ahí e intentamos hacer un buen papel para que tampoco quedara demasiada diferencia.

Quijotes.- Coméntale a la gente que no sepa muy bien o no esté metida en el mundo del kárate en qué consiste o en qué se diferencia el kumite y la disciplina de katas que es la tú practicas?

Paula Rodríguez.- El kata es como una pelea imaginaria contra adversarios que no están. Son movimientos preestablecidos y los haces un poco al aire. Y la modalidad que yo hago es kata por equipos que es lo mismo pero tres personas a la vez. Al final el kata y el kumite son dos cosas muy complicadas, pero el kata a lo mejor tiene ese puntito más de complejidad porque es un trabajo muy solitario. Y es muy duro de repetir muchas veces hasta que el cuerpo se acostumbra a todos los movimientos.

Quijotes.- Estamos hablando del mundial pero para ti no es la primera vez que recoges trofeos. Has sido bicampeona de España.

Paula Rodríguez.- Sí, además este mismo año quedamos campeonas de Europa. El equipo tiene un año, se hizo a principio de 2016 y quedamos campeonas de Europa y subcampeonas del mundo. Y yo es que entré en el equipo nacional en 2003 cuando tenía 17 años, y salí del equipo nacional y a los 10 años he vuelto a entrar el año pasado.

Quijotes.- ¿Cuánto tiempo estuvisteis preparando entre las tres la prueba del mundial?

Paula Rodríguez.- Veníamos con trabajo previo porque el campeonato de Europa ya se trabajó, pero llevaremos desde enero haciendo trabajo juntas. Lo que es verdad es que antes del mundial desde julio no hemos tenido muchas concentraciones, hemos viajado y entrenado mucho y la verdad es que el trabajo ha sido muy intenso y el resultado está ahí.

Quijotes.- ¿Cuándo decides dedicarte al karate y por qué katas y no combate?

Paula Rodríguez.- La verdad es que me apunté muy mayor. La gente suele empezar con 3-4 años y yo empecé con 9-10 años. Y empecé porque mi grupo de amigas se apuntaron a kárate y empecé a tocar todos los palos. Hice atletismo, baloncesto, flamenco, hice un poco de todo y mis amigas se apuntaron a karate y de ellas sólo sobreviví yo. Es verdad que todos empezamos con katas y combate, pero el kata empiezas desde el principio y el combate sólo puedes cuando eres un poco más mayor, sobre todo en competición. Empecé a despuntar en katas cuando tenia 15-16 años y ya empiezas a entrar en la dinámica del kata y ya no sales de ahí.

Quijotes.- Cuéntanos cómo es un día de una sumbampeona mundial que además es militar y monitora en un gimnasio.

Paula Rodríguez.- La verdad es que no paro, doy clases con Sergio Martínez en las instalaciones de la Universidad, soy instructora en un gimnasio aquí en Alcalá y bombero militar en la base de Torrejón de Ardoz. Con tantos trabajos lo cierto es que es un poquito complicado pero tampoco las ayudas a los deportistas son como para que yo me pueda dedicar exclusivamente al deporte y tienes que buscarte la vida. Por las mañanas entreno en Madrid en el gimnasio Antonio Torres con Miguel Ángel López, que era el antiguo seleccionador de katas. Luego vengo al gimnasio y siempre doy clases por las mañanas, y cuando no tengo clases intento entrenar un poquito la parte más física. Y luego por la tarde doy clases en el colegio Ciudad del Aire y luego tengo entrenamiento con Sergio Martínez en la universidad. Y a casa a las 22:00 de la noche.

Quijotes.- Coméntanos el hecho de que en agosto se decidiera que el karate es disciplina olímpica para los próximos juegos.

Paula Rodríguez.- Ya debería haber sido olímpica desde hace más tiempo porque llevábamos esperándolo mucho. Al final lo que crea es mayor repercusión en el deporte. Que quedes subcampeón del mundo absoluto hace que el karate que se escuche un poco más, pues que te llamen, que te hagan alguna entrevista, que se vea un poquito por internet, sobre todo que se le da más bombo. Y al final eso repercute en ayudas, en que los niños desde abajo tengan más posibilidades que aquellos que llevamos más tiempo.

Quijotes.- Estamos hablando de las ayudas. Aunque no sean muchas, cada vez se ve más gente y sobre todo niños que quieren dedicarle tiempo al karate.

Paula Rodríguez.- Que se incentive a los niños a seguir practicando karate es lo que más nos enorgullece a todos. Pero la verdad es que se dan ciclos. Cuando yo empecé a hacer karate también estaba en auge todas las artes marciales y luego hubo unos años en que se bajó un poquito y ahora parece que vuelve a subir un poquito. Que tenga que ver con que sea olímpico o no también le puede dar un empuje más. Pero al final el arte marcial te da una disciplina que no te dan otros deportes.

Quijotes.- ¿Cuáles son tus próximos compromisos deportivos?

Paula Rodríguez.- En enero tenemos el Open de París, que también vamos con el equipo. Luego empezamos temporada nueva con campeonato de Madrid, España y Europeo si todo sale bien. Los Juegos Olímpicos son en 2020 y el problema es que no hay equipos, sólo hay categoría individual y en ella no luchas contra la gente de tu país, luchas con gente de fuera. A las olimpiadas no puede ir todo el mundo, hay un preolímpico, un ranking mundial, y es algo más difícil. Todas las premier cuestan mucho dinero y todo eso se tendrá que ir viendo.

Quijotes.- A tu lado está Sergio Martínez, tu maestro, coméntanos cómo ha sido la evolución de Paula en estos años.

Sergio Martínez.- La evolución de Paula ha sido ascendente teniendo en cuenta que lleva toda la vida dando guerra , ha estado siempre metida en finales de campeonatos de Madrid, entre las finalistas de los nacionales. Tuvo unos años en los que el ánimo no acompañaba ante campeonatos muy duros y se quedaba en standby. Y desde hace 3 años nos animamos y yo volví a competir después del nacimiento de mi primer hijo, y ella me animó a que lo hiciera. Y ese empujón que nos dimos los dos hizo que ella cogiera una muy buena carrerilla que desde hace 3 años ha hecho que esa progresión que había tenido ascendente pero muy poco a poco, se disparase. Ha tenido un campeonato de España espectacular en el que ganó a la que era la actual campeona de España en el 2014 y 3ª en el Mundo. Y eso la proyectó hacia el equipo nacional; hizo que quedara 3ª en el campeonato de Europa en Estambul. Ha habido cambios en el equipo que está ahora y ha pegado la explosión final. Hemos encontrado una muy buena mezcla con las compañeras de ahora y creo que a nivel de equipo está muy bien; y a nivel individual todavía tiene mucho que decir.

Quijotes.- ¿Qué es lo que más destacarías de Paula?

Sergio Martínez.- Su capacidad de amar el karate. No hace competición por ganar una medalla ni lo hace porque necesite un reconocimiento entre los amigos o conocidos. Simplemente lo hace porque le encanta el karate. Le encanta hacer katas sobre todo. Cuando haces algo con tanto cariño y tanta pasión que no te cuesta, puedes ganar lo que te propongas.

Quijotes.- Sergio, como maestro de Paula y de todos los alumnos de la escuela, danos tu opinión de que el karate se haya convertido en disciplina olímpica, y el reconocimiento que puede suponer para España.

Sergio Martínez.- Ha sido un empujón anímico para todos los karatekas. Están los karatekas que no ven el olimpismo, que tienen una visión tradicional que seguirá ahí. Y a todos los que nos gusta la competición con un carácter mas competitivo nos va a dar un empujón grande de cara a reconocimiento. A nivel mundial permitirá que se nos conozca y es fantástico sobre todo de cara a los jóvenes. Hoy en día muchos papás vamos buscando que ese deporte se vea para que esos niños y niñas se apunten. El karate siempre ha sido la oveja negra.

Quijotes.- En tus clases hemos visto alumnos de todas las edades, mayores, pequeños; un rango muy amplio. Es un rasgo muy significativo.

Sergio Martínez.- El karate es una forma de vida que esta estructurado y pensado con el corazón para que puedas practicarlo desde los 4 años hasta la edad que quieras. No hay edad. Una cosa es la competición y otra cosa es el camino de la mano vacía, que no necesitas tener 30 años y estar en una forma excelente para poder disfrutar.

 

 

Comparte la noticia

Descarga el Periódico

Revista Quijotes

Cine y Televisión


Noticias de la semana

Carlos Saura visita Alcalá de Henares para recibir el Premio Ciudad de las Artes y las Letras 2016

Alcalá quiere seguir siendo Ciudad Amiga de la Infancia e invita a la ciudadanía a soñar cómo será en 2030

Síguenos en


Copyright 2015 - 2020 by Revista Quijotes - Distribuido por Alaurco - Newspaper CMS powered by Aclass Internet y comunicaciones Sl